Publicaciones archivadas

Ese duelo

Dos días después de hacerme un aborto, fui a una reunión social en la que había una mujer que poco antes había perdido su embarazo de seis meses. Todos trataban de estar alegres y ocurrentes, pero al mismo tiempo de medirse, de guardar cierto recato. Y aunque esa mujer era muy fuerte y conversaba y sonreía, costaba mucho esfuerzo disipar la nube de angustia y sufrimiento que la envolvía. Me acerqué a ella en un momento, y a pesar de que no nos conocíamos mucho, me habló de lo que le había pasado. Me dijo que tenía la sensación de que todo era irreal. Me dijo que su cuerpo estaba en esa fiesta, pero que su alma estaba en otra parte. No sé por qué me lo dijo a mí, pero la escuché. Yo del aborto no le dije nada. ¿Qué iba a decirle? ¿Qué yo había decidido interrumpir un embarazo, justo a ella que no lo había decidido y lo había perdido? Era claro que esa mujer estaba sumergida en un duelo del que le costaría mucho salir. Continuar leyendo…

Situación límite

La carta apareció publicada en el diario pampeano La Arena. La firmaba una mujer, María Elena Balquinta. Esa mujer, según contaba en la carta, tiene 36 años. Apenas 36 años. Y tiene seis hijos y un nieto. Y tiene, además, una historia triste que se fue prolongando y terminó en desesperación. Continuar leyendo…

Pero no me pidas que no te ame así

[SOCIEDAD › LAS FANS DE SANDRO FESTEJARON EL CUMPLEAÑOS DEL IDOLO.

Las nenas dieron presente desde hace días, acampando, como todos los años, en la puerta de la casa de Banfield. Crónica de un amor que sale indemne del tiempo y la ley del mercado.]

“¿Qué tal, mis nenas?”, dice él a las cuatro de la tarde, y esa cuadra de Beruti al 200, en Banfield, estalla. Las nenas gritan y lloran. El sabe manejarlas, sabe llevar las riendas. “Shhh, callate, linda, dije silencio”, desliza cuando un grito le tapa la voz. Sandro está parado en una tarima rodeada de vallas, en la puerta de su casa, que está atrás del célebre paredón de piedra de unos cuarenta metros de largo. Las nenas obedecen a su papi. Porque estas nenas están inflamadas, están que arden. Continuar leyendo…

Verosímil

Y entonces una ex secretaria habló. Los diarios se hicieron eco del testimonio de alto voltaje, porque se trataba de una ex secretaria del senador justicialista por Río Negro Remo Costanzo. Y porque la denuncia por el pago de coimas en el Senado para sacar la Ley de Flexibilización Laboral llegaba a involucrar a un ex presidente radical. Y porque si lo que denunció en su momento Mario Pontaquarto era verdad, vaya los alcances del viejo Pacto de Olivos: peronistas y radicales podrán no ponerse de acuerdo en cuestiones políticas o ideológicas, pero muchos consumaron un acuerdo implícito para robar a cuatro manos. Continuar leyendo…

Discapacidad adquirida

Tiene cuatro años, no camina, sus miembros estás atrofiados. Vive en Santa Elena, Entre Ríos. El chiquito no nació con problemas de discapacidad. Puede hablarse en este caso de una discapacidad adquirida en la pobreza. El, junto a dos hermanitos bebés, fue hallado por la terapista ocupacional Miriam Walter, en una familia de esa localidad sumida en las más extremas carencias. Fue el hambre, la desnutrición la que provocó ese estado de discapacidad. Continuar leyendo…

“En este país, el hambre es lo más perverso”

[SOCIEDAD › ALBERTO MORLACHETTI, COORDINADOR DEL MOVIMIENTO DE LOS CHICOS DEL PUEBLO.

Desde hace 30 años trabaja con chicos en situación de calle. Ahora, la organización que coordina encaró una campaña contra el hambre y la desnutrición infantil. Ayer, junto a la CTA, marcharon por el centro de la ciudad en el marco de la campaña “El hambre es un crimen”.]

En Avellaneda, cerca del puente Pueyrredón, están las manzanas en las que Alberto Morlachetti trabaja desde hace treinta años, con la Fundación Pelota de Trapo. Desde bebés hasta adolescentes encuentran en esas casas no sólo atención, también cariño; no sólo un plato de comida, también un postre; no sólo adultos que los contienen, también otros jóvenes con una historia parecida a la de ellos que decidieron quedarse para cuidar a otros más chicos. Esta semana, con una lista larga de adhesiones, el Movimiento de los Chicos del Pueblo, que Morlachetti coordina, emitió un comunicado recordando el estado de situación de la infancia más desprotegida. Como un ayuda-memoria de lo que sería preferible olvidar, Morlachetti enumera: “Para nosotros, las cifras del hambre no han bajado. Manejamos la cifra del 70 por ciento de niños bajo el nivel de pobreza. Del Indec surge el 65 por ciento, pero nosotros creemos que esos datos son bajos. En el 2001 llegamos a tener ocho de cada diez niños bajo el nivel de pobreza. La recuperación es demasiado lenta y, mientras tanto, en el imaginario social, los chicos pobres parecen responsables por su pobreza”. Continuar leyendo…

Tomar medidas

La anticoncepción en general es un tema cultural, de educación, de información y de difusión. La anticoncepción en general es un tema que viene agitando inexplicablemente, a esta altura del nuevo siglo, a asombrosos defensores del sexo exclusivamente reproductor. Es increíble que puedan sostener algo tan delirante como que los hombres y las mujeres deben tener sexo solamente cuando estén pensando en tener hijos. Está claro que hay hombre y mujeres que hacen eso, pero a todas luces son una minoría, ya que ni siquiera quienes adhieren al mismo dogma que estos propaladores ejercitan su sexualidad de esa manera. Continuar leyendo…

Esa noche

Estuve en Cuba varias veces, y si tuviera que elegir un país para vivir, sería otro. Digo esto para dejar constancia de mi identidad pequeñoburguesa, y para admitir de entrada que, siendo periodista y dedicándome a la escritura, no podría, en Cuba, decir todo lo que se me ocurriera, ni apelar al cinismo que tanto nos reconforta paliativamente a los desencantados, ni sonar corrosiva. Es decir que lo digo con plena conciencia de que llevo adherida a la mente la noción de libertad capitalista y que no tengo pensado renunciar a ella porque sé que no puedo, porque eso, creo, está más allá de mi voluntad. Continuar leyendo…

Cuerpos musulmanes

Después de la caída de las Torres Gemelas la cobertura periodística fue limpia. Estuvo limpia de sangre y de cuerpos deshechos. La inercia del poder hizo que esa parte del horror adquiriera, en las mentes de millones de personas, la forma que su propia noción del horror quisiera darle. El poder no mostraba su talón de Aquiles. Lo cubría con el manto piadoso del recato. Continuar leyendo…

La virtud impiadosa

Un ejemplo perfecto de cómo la propia moral es fácilmente levantable con la grúa del dolor ajeno. Continuar leyendo…



Copyright © 2004–2009. All rights reserved.

RSS Feed. This blog is proudly powered by Wordpress and uses Modern Clix, a theme by Rodrigo Galindez.