Les Topitos

Aquellos que murieron por la vida no deberían llamarse muertos. Aquellos que son eternos no dejan de hablarnos nunca.

También podría interesarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.